Karim Benzema logró un doblete, con un gol de penalti y otro a exitación tras un pase de Camavinga, y dejó al Real La capital de españa líder de LaLiga, esperando de lo que lleve a cabo el Barcelona el sábado frente al Espanyol, en un partido en el que el Real Valladolid mereció mucho más, pero se encontró con un enorme Courtois (0-2).

El grupo merengue impuso un fuerte ritmo de comienzo y procuró la posesión del balón, pero halló enfrente a un contrincante bien posicionado en el campo, unido en el chato defensivo para evitar producir espacios. Y tampoco renunció al ataque, con Iván Sánchez y Roque Mesa muy veloces al contragolpe.

En verdad, fue Roque Mesa el que firmó una enorme jugada, llegando al área madrileña, pero en el pase a Sergio León este no ha podido supervisar bien el esférico y terminó en las manos de Courtois. Era el minuto 8. Y solo uno después, Masip debía intervenir para aclarar un tiro de Asensio.

En esa jugada se demandó un penalti por mano de Javi Sánchez, pero el colegiado no concedió la pena máxima y tampoco la señaló el VAR. El Real La capital española se encontraba engrasando la maquinaria y comenzaba a hacer riesgo en sus sucesivas llegadas al área local.

Vinicius se internaba de forma habitual y, más allá de que Fresneda le supo parar en múltiples oportunidades, en el momento en que conseguía librarse del defensa blanquivioleta proponía inconvenientes. En el minuto 17 Masip despejó un remate del brasileiro. Y en ese rechace el balón cayó en los pies de Rüdiger, quien, a puerta vacía, disparó fuera.

Los pucelanos comenzaron a explotar las salidas con balón para lograr el área del Real La capital española y hacer riesgo. Javi Sánchez tuvo una aceptable ocasión de abrir el marcador, pero su publicación salió sobre el larguero. Y justo en la próxima jugada fue Sergio León el que trató de asombrar al misión belga, pero sin éxito.

En esa etapa de asedio blanquivioleta, Vinicius volvía a llevar a cabo servir su agilidad para plantarse en campo pucelano y contestar con un tiro que detuvo Masip sin mucha contrariedad.

Pero la ocasión mucho más clara de la primera mitad estuvo en las botas de Aguado, quien efectuó un intencionado tiro forzando a Courtois a estirarse para evitar que subiese el primer tanto al electrónico del José Zorrilla. Por consiguiente, se llegó al reposo con el 0-0 inicial.

La segunda parte empezó bajo exactamente los mismos factores que la primera, con un Real La capital española en busca del gol y el más destacable ejemplo fue un tiro de Asensio en el minuto 49 que acabó en el del costado de la misión local.

Pero los locales no se han quedado viendo, sino, con la entrada de Plata, adquirieron mucho más agilidad y mucho más mordiente ofensiva. Roque Mesa y Escudero debieron soliciar el cambio por lesión y Ancelotti asimismo deseó añadir un punto en ataque dando entrada a Rodrygo.

Courtois sacó un balón en la línea de misión tras un córner directo de Aguado Y volvió a transformarse en personaje principal tras frenar un fuerte remate de cabeza de Sergio León que se cantaba como gol. Corría el minuto 67.

Benzema lo procuraba, pero Masip desviaba su tiro. Pero no falló en la publicación de un penalti, que en esta ocasión sí apuntó el árbitro, tras intervenir el VAR, por mano de Javi Sánchez en el área. Era el minuto 81 y el Real La capital española se ponía por enfrente en el marcador.

Esa jugada del penalti acarreó con su llegada una tarjeta roja a Sergio León, mucho más las amarillas a Joaquín y nuestro Javi Sánchez, y el cuadro blanquivioleta se desquició completamente. Y en el momento en que pierdes la concentración frente al Real La capital española, la consecuencia es deplorable. De esta manera, Camavinga logró lograr el área local en una contra para pasar el balón a Benzema y que este rematara a exitación.

0-2 en un partido en el que el Real Valladolid tuteó al Real La capital de españa a lo largo de varios minutos y en el que Benzema ha podido reivindicarse tras su sepa en el Mundial con un doblete que además de esto deja a su aparato como líder, a falta del derbi entre Barcelona y Espanyol de este sábado.