De nuevo, Mercadona regresa a ofrecer ejemplo. La cadena de mercados va a subir el sueldo de sus 96.000 trabajadores según el IPC. La compañía dirigida por Juan Roig, que ha mejorado este año las remuneraciones de sus usados, actualizará en 2023 los sueldos para eludir que la plantilla pierda poder de compra. Una resolución que habría de ser frecuente en las compañías.