La crecida que ha experimentado en los últimos días el río Bullaque a su paso por Piedrabuena y Luciana está provocando una enorme expectación entre los ciudadrealeños que muchos son los que se han acercado hasta sus riberas para ver el esencial caudal de agua que alcanzó.

Varios curiosos se han acercado durante esta tarde de ayer sábado a las inmediaciones de este río para inmortalizar con sus teléfonos el singular espectáculo de ver el río crecido en el momento en que hace solo unos 15 días estaba en muchas zonas absolutamente seco.

Desconcierto

Los comentarios de desconcierto se repetían constantemente mientras que los paseantes recorrían las ubicaciones seguras del río, desde dónde gozaban observando correr el agua que se prolonga alén del cauce frecuente, hasta lograr la llama región de policía del río.

Muchos curiosos fueron a ver el espectáculo. Foto: EFE/Beldad.

Varios curiosos fueron a conocer el espectáculo. Fotografía: EFE/Beldad.

«Es pasmante», «semeja increíble» o «es asombroso» son varios de los comentarios que mucho más se escuchaban.

Hace unos cuantos meses recorría caminando la junta de los ríos

José Manuel Casado Molina, vecino de Luciana, recordaba de qué forma hace solamente un meses recorría caminando la «junta de los ríos», donde el cauce del río Bullaque desemboca en el río Guadiana.

En este rincón «era entre los pocos sitios donde aún quedaba una tabla con agua, pero metros mas arriba o abajo, podíamos caminar por el cauce totalmente seco», añadió.

Su nivel subió 1,22 metros 

En este punto el río Bullaque contribuye al río Guadiana 30,16 metros cúbicos por segundo y su nivel subió 1,22 metros, lo que ha causado que el río adquiera «una dimensión increíble» que José Manuel Casado confirmaba, «no puede dejar indiferente a absolutamente nadie».

En Piedrabuena el agua ha cubierto una gran parte de la región destinada al empleo público en la Tabla de la Yedra, donde cada verano asisten cientos y cientos de personas para gozar en esta región de baño.

Y el Puente Nuevo

El Puente Nuevo es otro de los sitios hasta donde los curiosos asistían para poder ver circular el agua por el cauce del río Bullaque en tanto que se podía ver la anchura que registra el cauce del río, que cubre todos los ojos del puente.

Hace 15 días, muchos tramos del Bullaque estaban secos. Foto: EFE/Beldad.

Hace 15 días, varios tramos del Bullaque estaban secos. Fotografía: EFE/Beldad.

Las suaves temperaturas que se han registrado, además de esto, animaron a estos curiosos a detenerse en este sitio para llevar a cabo fotografías y comentar la escena.

Las últimas lluvias tuvieron su reflejo en el caudal del río Bullaque, que vió de qué manera se acrecentaba un caudal que según los datos del Sistema de Información de Redes Automáticas (SIRA) de la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) era de 28,75 metros cúbicos por segundo y una altura de 1,19 metros.

Más allá de que el río Bullaque prosigue mostrándose «bravo», como comentaban ciertos, su caudal ha bajado sensiblemente respecto a su máxima crecida registrada en este periodo de tiempo de lluvias que fue el día pasado 14, en el momento en que llegó a lograr los 148,52 metros cúbicos por segundo y los 2,21 metros de altura.