Con una alegría desbordada las calles de Villarrobledo se llenaron de público para recibir a SS.MM Los Reyes Magos de Oriente que en la clásico Cabalgata rertieron mucho más de 10.000 regalos a los pequeños que aguardaban su llegada en el itinerario predeterminado por las calles Graciano Atienza, Octavio Cuartero, Virgen Cronista Agutín Sandoval, Real y plaza Ramón y Cajal donde hicieron la clásico Ofrenda al Pequeños Jesús y participaron del enorme espectáculo de luz y sonido ordenado para la celebración más esencial del año. 

Mucho más fotografías: