Un individuo debió ser trasladada ayer al Hospital General Universitario tras padecer una crisis de ansiedad, al verse implicada en una riña. Se habla según el jefe de la Policía Local de Albacete, Pascual Martínez, del hecho de mayor importancia, de una noche que transcurrió con calma, pese a la considerable suma de gente que hubo en las calles gracias a acontecimientos como la llegada de los Reyes Magos a la plaza de toros, donde se concentraron unas 10.000 personas, contando esos que estaban en las inmediaciones del chintófano, y la Cabalgata, donde según la Policía Local hubo cerca de 75.000 personas en su paseo, que estuvo completamente vallado, para eludir incidencias. «La participación fue pasmante y se causó sin percances, salvo alguna indisposición, fue todo realmente bien», ha señalado Martínez esta mañana.

Volviendo a la  riña, sucedió en las inmediaciones de la plaza Pablo Picasso y en exactamente la misma estuvieron implicadas 4 personas, que fueron denunciadas por perturbación del orden público.

Por otro lado, los agentes de la Policía Local asimismo han sancionado a lo largo de la noche de Reyes a seis personas por mear en la vía pública y han levantado 2 actas por intervención de estupefacientes en el centro de la región.

En lo que se refiere al control de alcoholemia que se puso en la calle Dionisio Guardiola, los policías hicieron pruebas a 60 conductores, dando todas y cada una ellas negativo. No obstante, si que se encontró a un conductor que circulaba sin carnet y sin el seguro obligación. 

Ahora por la mañana, los agentes encontraron, en la calle Arquitecto Vandelvira, al conductor de un ciclomotor que circulaba sin casco, razón por la que se le dio el prominente, verificando que conducía bajo los efectos del alcohol, con lo que fue denunciado administrativamente.